5 consejos y 1 meta:convertir el deporte en un hábito.

training

Esta semana, mientras intercambiaba algún “meme” a través de whatsapp uno de mis amigos me comentaba que llevaba un tiempo a dieta y que había bajado 7 kilos, pero que no conseguía motivarse para hacer deporte con el objetivo de seguir bajando de peso y mejorar la forma física. Desde los 18 años, en mi vida las palabras dieta y ejercicio han formado parte de mis perores pesadillas.He estado en los dos lados, cumpliendo la dieta y fallando a la hora de hacer ejercicio (el caso de mi amigo) y a la inversa, haciendo ejercicio pero sin lograr bajar un gramo por culpa de una dieta inadecuada.

En estos 3 últimos años he aprendido una cosa: dieta inadecuada, sedentarismo, tabaquismo, alcohol,etc. son hábitos y lo mismo que se han adquirido estos, podemos adquirir otros nuevos

Se trata de “desaprender“, es decir, incorporar nuevos hábitos a nuestra vida que se impongan a los viejos ya que nos aportan importantes beneficios para nuestra persona. No se trata de “olvidarnos” del camino que va al McDonalds, sino de aprender que el camino a la frutería de la esquina es más corto y satisface tus necesidades calóricas diarias igual o mejor ;)

Si te encuentras en una situación como la que me plantea mi amigo debes ver el vaso como medio lleno y me explico. Seguir una nueva dieta y hacer ejercicio suponen adquirir 2 nuevos hábitos, si ya has logrado empezar a perder peso tenemos el 50% de lo que te has marcado como meta. Pero ahora viene lo más difícil, el otro 50%.

No hay una fórmula mágica,motivación y voluntad son parte de lo que se necesitas,no obstante quiero comentar 5 cosas que me funcionaron hace tres años y que hicieron que a día de hoy entrenar sea algo más dentro de mis quehaceres diarios:

1-Elegir una hora del día para entrenar: Al principio da lo mismo cuando sea (mañana , tarde, mediodía, noche) , lo importante es concienciarte que una hora al día la vas a dedicar a hacer deporte. Con el tiempo quizás tengas que amoldar tu horario para buscar el momento del día que más beneficios te permitirá sacar de tu entrenamiento,pero por ahora eso no nos preocupa.

2-No esperes por nadie: En ocasiones utilizamos a otros como excusa para no entrenar,p.e.: “fulanito” llegó tarde y se pasó la hora de entrenar; voy a apuntarme a clases de fitness cuando lo haga mi amiga; esta semana no pude quedar con mi amigo y por eso no salí con la bici,etc. Si se dan estas situaciones y por eso te saltas los entrenamientos ten en cuenta que el problema no es tu amigo/a sino tú. Quién ha establecido la hora para realizar deporte has sido tú, si hay un amigo que quiere acompañarte….bien, si no, tu a lo tuyo…ENTRENAR.

caminar3-“Antes de correr,aprende a caminar”: Una frase hecha muy aplicable a lo que tratamos hoy en este post. Quién no ha empezado a practicar un deporte y a los dos días se ha venido arriba intentado hacer cosas para las que no estaba preparado. Es rara la semana en la que no me tropiezo a alguien que se está iniciando en el running, lógico ya que está de moda, es económico y no requiere de nada especial para practicarlo. El problema es la forma en la que lo hacen: series de 500m, cadencias asfixiantes que les obligan a parar en la primera o segunda vuelta, ir al ritmo del amigo que le aconsejó practicar running y que lleva años metido en este deporte,etc. El resultado suele ser el mismo: frustración y abandono. Pongo el ejemplo del running por lo cercano,pero el objeto de la frase es aplicable a toda actividad. Sigamos los consejos de entrenadores,monitores y profesionales…ir poco a poco. Primero debemos aprender a caminar.

4-Establece una meta: No nos vale hacerlo de cualquier manera, de hecho es importantísimo dedicarle el tiempo que sea necesario. Desde el punto de vista motivacional debemos marcarnos una meta que no sea tan fácil que sepamos con total seguridad que la vamos a lograr, ni tan difícil que se convierta desde el primer momento en algo utópico. Lo intermedio es lo adecuado. Una vez lograda la meta no se acabó todo, al contrario , la meta se debe de convertir en el comienzo de un nuevo objetivo.

5-Ten paciencia: Efectivamente, empezar a hacer deporte puede que no te cueste, especialmente si recibes ese extra de motivación que supone el perder algún kilo. Pero transformar esas primeras sesiones en un hábito te llevará un poco más. Tu cuerpo y mente te mandarán mensajes en el sentido contrario al de tus objetivos (agujetas,pensamiento rumiativos,dolores musculares,etc.) P-A-C-I-E-N-C-I-A…ten presente de dónde vienes y a dónde quieres llegar.

Quisiera terminar citando a un deportista que triunfó como jugador y entrenador,pero que además fue capaz de luchar con un hábito que casi le cuesta la vida…

Johan Cruyff:”Lo bueno del deporte es que siempre hay una meta. Cada día hay algo que mejorar… y es algo que no tiene fin.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>